Cargando
  • Entretenimientos

    Actividades de verano

    Hay que admitirlo, tanto para los niños como para los adultos, casi 3 meses de vacaciones de verano se hacen largos. Suerte la nuestra que existe el “Casal de verano” en el que se pueden apuntar los niños para pasar el tiempo con deportes, juegos, actividades y talleres. Nuestros hijos solo van a media jornada el mes de julio y medio agosto. De ese modo los tengo en casa cada tarde y el resto de agosto y septiembre pueden desconectar de todo, dormir un poco mas tarde y pasar tiempo en familia.

    De todos modos, si cada tarde es igual que la anterior se aburren. Al principio serán ingeniosos y encontrarán entretenimientos divertidos de descubrimiento, construcción o imitación, pero si el aburrimiento se extiende demasiado empezarán las peleas y las malas ideas. Entre semana no miran la tele, así que mi alternativa es hacer pequeñas actividades cada tarde para que estén un rato ocupados y luego tengan tiempo “reducido” para aburrirse de forma creativa.

    Pero, ¿cómo organizo yo un verano sin mucha dificultad ni tiempo a invertir?

    Este año me ha resultado bastante sencillo, la verdad. La idea principal era hacer tipos distintos de actividades que se pudieran clasificar en 6 categorías distintas. 6 categorias porque quería una para cada día de la semana – exceptuando el domingo que quería dejarlo libre del todo. De ese modo no es repetitivo ni para mí ni para los niños. Además la escuela nos hizo una serie de recomendaciones de conocimientos en los que trabajar con niños de infantíl a lo largo de verano, y eso intento cumplir aunque en realidad parezcan solo juegos.

    He intentado escoger actividades que puedan realizarse en poco tiempo y a edades distintas. Tendré que ser ingeniosa con la pequeña, ya que con 2 años muchas cosas le resultarán un poco difíciles. La paciencia y capacidad de concentración no es la misma en una criatura de 2 años que en una de 5, pero, en general, intentaré no tener demasiadas expectativas de “momento ideal” para poder divertirnos realmente, descubrir y pasar tiempo juntos aunque no todo sea siempre perfecto… y ahí está el reto para mí :-).

    Las 6 categorías

    • Cocina: A nuestros niños les encanta ayudar en la cocina, pero como me gusta poco cocinar y no soy de las personas mas pacientes del mundo no es algo que les permita hacer demasiado. Para mí será un gran reto preparar juntos la cena, una vez a la semana, utilizando recetas, si posible, saludables, fáciles y divertidas para ellos. La intención es introducirles poquito a poco de modo que puedan ayudar mas a menudo sin crear desastres demasiado grandes, asignando tareas a cada uno en su nivel. A la mas pequeña no le voy a dar cuchillo en mano para cortar, pero si puedo dejar que lave las verduras o mezcle el aliño de la ensalada. Creo que será una buena experiencia y será un día de cena distinto…
    • Manualidades: creo que este será mi día favorito, y no me extrañaría dedicar un día o hora extra por semana al tema. Hay muchísimas ideas por internet que quiero probar y a los niños les entretiene y enorgullece al mismo tiempo acabar con algún proyecto hecho por ellos. No tienen porqué ser proyectos muy sofisticados, simplemente con un poco de pintura y una piedra puedo tenerles entretenidos al menos 30/45 minutos.
    • Ciencia: Este sinceramente lo he sacado de internet. Pensaba que en realidad era algo para niños mayores que los nuestros (5, 4 y 2 años), pero hay proyectos muy sencillos con los que enseñarles reacciones y leyes cientificas; volcanes de vinagre y bicarbonato, objetos flotantes, nube en un jarrón… Dejarles experimentar a sus anchas con ciertos ingredientes u objetos activará su entusiasmo sin que yo tenga que ayudar mucho en ello.

      Bicarbonato, vinagre, colorante y jabón.
    • Actividades: Son simplemente pasatiempos que, en su mayoría, pueden realizar solos sin mi “presencia” o ayuda; Tengo incluso alguna que otra actividad muy útil para no tener que hacerlo yo, como por ejemplo limpiar los juguetes (motos, coches…); es un juego que implica agua para refrescarse, juego imaginario (pueden fingir ser un lavacoches) y cumplir con una obligación – la de cuidar sus juguetes. En esta categoría también incluyo actividades como crear una cabaña con una aro y un pareo o una mini clase de yoga infantil.
    • Juegos: Aunque las demás temáticas también las realizan juntos, son actividades “individuales”. En los juegos tendrán que, sí o sí, jugar entre ellos (aunque, en su caso, raro sería que hicieran algo solos. Son como la banda del patio, que lo hacen todo juntos). Todos son juegos de exterior, para aprovechar al máximo el buen tiempo, y en gran parte con agua para combatir ese horrible calor que hace por ahora. La gracia está en encontrar juegos muy simples pero muy entretenidos. Pasar el agua de espaldas, 6 y zas!, escondite, batallas de agua…
    • Excursión: Esta actividad es la de fín de semana. Es una selección de los sitios a los que queremos ir en familia (en esto sí va  a participal papa kaos), para así conseguir completar nuestros objetivos propuestos para el verano. Porque, siendo sinceros, cada año nos proponemos 2.500 excursiones y acabamos haciendo una al principio por entusiasmo y una al final por mala conciencia de no haber hecho lo suficiente. Este año no nos pasará (o esa es la intención). Ir a la playa, al lago, a la montaña, al pueblo de al lado…. Cualquier destino es válido. También incluye un día de picnic y una excursión en tren o barco!!!

    Escoger la actividad

    Palitos de helado de colores sirven para escoger la actividad al azar.

    Tras escoger mis categorías realicé una lista con 10 actividades (mas o menos las semanas de verano) en cada una. Internet fué de gran ayuda, sobretodo para las actividades de ciencias. El resultado fue una lista muy chula que, por desgracia, temía que quedaría en algún cajón abandonado y que sería eso, una lista muy chula, nada mas. Por eso busqué un modo un poco más creativo y que los niños pudieran participar en el procedimiento de escoger su actividad, así que fuí a comprar palitos de helado de colores, asocie cada color a una categoría y escribí en ellos todas las actividades que vamos a hacer a lo largo del verano.

    Tengo asociada cada categoría a un día de la semana. Los lunes juegos, los martes ciencia, los miércoles manualidades, los jueves actividades, los viernes cocina y los sábados excursión. Ahora según el día cogerán al azar un palito del color que toque para estar intrigados hasta el final.

    Hasta aquí mi teoría de actividades de verano. Como siempre sospecho que la práctica será un poco distinta, pero para que veas que voy cumpliento, iré publicando las actividades que mas nos han gustado en el blog. ¿Quizás te animes a realizar alguna?  No te preocupes, no serán actividades muy costosas ni de grandes preparativos porque, siendo sinceros, soy muy perezosa.

    ¿Tu también creas alguna rutina de verano a tus hijos?

    Comparte!
  • Quizás también te interese

    No Comments

    Leave a Reply